Noticias

El 7 de septiembre fue un día para recordar en la comunidad de Sevilla. Francisca Moreno celebraba sus Bodas de Oro como Hija de Jesús.

Fuimos testigos de los encuentros alegres antes de la celebración y las conversaciones animadas o más tranquilas después de la misma. Pero sobre todo fue un momento entrañable la Eucaristía, ese espacio en familia, de personas tan diferentes (antiguos compañeros de colegios, familiares, alumnos de sus clases de español o del programa de atención a las mujeres del barrio, hermanas de comunidad…) unidas por el cariño y el agradecimiento por su vida y consagración. Presidió la ceremonia Diego Molina sj y concelebraron los sacerdotes de la parroquia de la Candelaria, Fran y Manolo.

Diego nos proponía seguir el consejo del Papa Francisco y mirar al pasado con agradecimiento, vivir el presente como oportunidad y enfrentar el futuro con esperanza. Desde ahí, habló de las oportunidades que se nos dan en la vida, al cambiar nuestro presente, de manifestar otras cualidades. En la línea de la Determinación de la CG XVIII, seguía diciendo: La VR es hoy posibilidad: ¿no habéis deseado siempre ser como Jesús: pequeñas, humildes, débiles…? Pues esa, que es ahora vuestra realidad, es una oportunidad que no tenéis derecho a desaprovechar. Toda una llamada a vivir con hondura nuestra identidad y abrirnos, como María, a los planes de Dios.

Desde Sevilla, agradecemos el regalo de compartir este día. Ha sido un buen momento de echar la vista atrás y reconocer ese ser presencia amable, impulso de esperanza, consuelo en el camino…que Francisca ha sido, en la vida de muchas personas, en esos 50 años de fidelidad del Señor. ¡Bendito sea Dios que tanto nos quiere!  

Esther Sanz Martínez fi

 

LEER MÁS
0
0
0
s2smodern
powered by social2s

 

Muchos inmigrantes llegan a las puertas de Cáritas o a nuestras parroquias pidiendo clases de castellano. Necesitan poder comunicarse con la gente con la que viven y con la que puedan trabajar. Poder hablar y comprender las palabras más sencillas es algo imprescindible en su proceso de integración. Es importante facilitar sus relaciones, la comunicación con otros, con los que como ellos, están iniciando  su vida en “este mundo” distinto al suyo y con los que viven en sus barrios y conviven cada día con ellos: biblioteca, supermercado, ayuntamiento...Toda relación les puede ayudar. 

Nosotras, en Alcarrás, colaboramos en estas clases y creemos que es fundamental para ellos y para nosotras. Animo a quien se lo esté pensando o tenga duda. Podemos dar herramientas que les dé seguridad y confianza, que les ayude a hacer un poco menos difícil su integración. Se nos pide, eso sí, mucho respeto, sensibilidad y cariño. La Madre Cándida hablaba de clases dominicales, de enseñar al que no sabe, tenga la edad que tenga.

Pero, sobre todo, porque de ellos recibimos nosotros su capacidad de sufrimientos, a vivir desde el agradecimiento, a descubrir que se puede vivir con muy poco, a poner el amor y la amistad por encima de otras muchas cosas, a vivir poniendo la confianza en el Todopoderoso que a todos cuida.

Por Enriqueta Seva Ortuño FI



LEER MÁS
0
0
0
s2smodern
powered by social2s

Hoy, 7 de septiembre, víspera de la festividad de la Natividad de María, recordamos de manera de especial a nueve de nuestras hermanas que celebran 50 años de vida religiosa. Nos alegramos con ellas y damos gracias a Dios por este medio siglo de vida entregada a los demás en la Congregación.  

Les hemos pedido que, en esta fecha tan destacada, compartan con nosotros su sentir y su experiencia. Y lo hacen a partir de un único texto que las refleja y expresa a todas. Lo primero que les hemos preguntado es cómo ha cambiado la realidad de las Hijas de Jesús en estos 50 años, desde aquel 7 de septiembre de 1969 en que profesaban sus primeros votos:

Nuestra realidad en estos años ha experimentado un cambio grande por la combinación compleja de varios factores que han influido en el número de Hijas de Jesús, en los tipos de comunidades; en nuestra presencia en las obras apostólicas, mayoría antes, ahora somos minoría las Hijas de Jesús y la mayoría laicos comprometidos con la misión educativa.

Vivíamos la diversidad como una gran riqueza; la alegría como confirmación de nuestra vocación; el trabajo incansable en la misión compartida en nuestras obras, era la ofrenda al Señor junto con la oración.

Hoy se participa mucho en voluntariados, en otras obras que nos ayudan a conocer realidades acuciantes en nuestra sociedad. 

Creemos que lo que ha cambiado es el modo de expresar lo que somos y vivimos. Estamos en una cultura nueva y esto nos ha llevado a plantearnos nuestra propia identidad dentro de ésta. Creemos que son LOS MODOS en que vamos tejiendo nuestra vida en y con los otros los que van abriendo nuevos caminos y procesos. Y lo que seguirá haciendo auténtica nuestra misión será el vivir nuestra identidad de vida consagrada de forma íntegra, dejando que el Señor atraiga nuestro corazón. Si nuestra vitalidad se renueva desde dentro y seguimos dejándonos hacer por Él, seguro que la Congregación seguirá manteniendo su buen ser y los laicos podrán vivir el carisma con transparencia. Hemos crecido en claridad al identificar vocación con misión, ser y hacer Reino. Y hemos sido capaces de buscar y encontrar los nuevos acentos diseñando  espacios y procesos, que hagan posible los cambios necesarios para cambiara los modos.

 

Estos son días de celebración, por lo que "llegarán felicitaciones de las Hermanas prácticamente de todas las casas gracias a estos medios que tanto nos facilitan la comunicación sobre todo en fechas significativas", nos cuentan. "Algunas de nosotras, en este tiempo de verano, ha compartido esta Acción de Gracias en la familia y con las amigas que desde pequeñas compartimos nuestras vocaciones en el Colegio, el valor de la amistad que fortalece y acompaña siempre"

 

También les pedimos que nos digan qué es aquello que quieren compartir con el resto de hermanas y laicos, a lo que responden:

Que en la Congregación, siguiendo a Jesús, nos sentimos felices y agradecidas. Y que, al mirar atrás, podemos decir que somos lo que somos cada una es gracias al Señor y la Virgen que nos han sostenido a través de tantas mediaciones de hermanas, jóvenes, profesores y familias que siempre nos ayudaron. Compartir también lo importante que es ser coherentes con lo que creemos para mantener vivo el carisma de la Madre Cándida. 

 

Y junto con la mirada al pasado les pedimos que echen la vista hacia adelante, al futuro, para que, desde esa sabiduría que aporta la experiencia acumulada, nos hagan llegar los retos que ellas vislumbran:

Ponemos dos retos en el horizonte recogidos de las concreciones que nos han llegado de Roma:

- Uno. Encarnar en la vida la Determinación XVlll, que nos permitirá renovar nuestro estilo de vida para abrirnos más al sueño de Dios sobre nosotras, para ser más creíbles y ofrecer un nuevo rostro en la Iglesia y en el Mundo. 

- Dos. Impulsar en nuestras búsquedas el discernimiento en común, Laicos e Hijas de Jesús, para ser respuesta las necesidades de hoy, como lo fue la Madre Cándida en su tiempo. Fijos los ojos en Jesús, el que inició y completa nuestra fe. (Hebreos 12, 2) y en María, modelo de discípula.  

 

Y se despiden dando gracias:

Expresamos nuestra gratitud, por tanto bien recibido, durante estos años. Consideramos nuestra vocación un tesoro en el que progresivamente vamos descubriendo la riqueza que encierra para nosotras y para los que se relacionan con nosotras. 

¡Muchas gracias a vosotras y felicidades!

LEER MÁS
0
0
0
s2smodern
powered by social2s

Este viernes 6 de septiembre se ha celebrado en Madrid la primera reunión del nuevo Gobierno Provincial, constituido por la nueva superiora de la Provincia España-Italia para el trienio 2019-2022, María Rosa Espinosa, y su consejo formado por Blanca Esther Iriarte, Rosario Hernangómez, Marian Cantalejo y María del Mar Domínguez.

 

El encuentro, que continúa este sábado y domingo, tiene como objetivo, entre otros, hacer la planificación de la agenda de la Provincia para este nuevo curso.

 

Gratitud y Acogida de los Gobiernos Provinciales  

Ayer jueves se realizó  una eucaristía  de acción de gracias por el gobierno provincial que termina y de acogida al que comienza.

Henar Martín nos envía una crónica de esta celebración:

El día 5 de septiembre, las HH. de Madrid representando a toda la Provincia de España-Italia, celebramos una Eucaristía en el C.M. Berrospe, presidida por Elías López S.I, para dar gracias por tanta Vida que Dios ha ido derramando en nuestra Provincia a través del servicio y entrega de Mari Carmen Martín y sus consejeras a la vez que acogíamos y dábamos la bienvenida al nuevo gobierno: Rosa Espinosa como Provincial y su Consejo.

La preparación de la Eucaristía y el ambiente creado por Elías, cargado de símbolos y teniendo en cuenta el evangelio del día, con la invitación de Jesús a los discípulos de “remar mar adentro”, nos metió a todas en un clima de hondura y profundidad ayudándonos a levantar la mirada hacia un horizonte cargado de esperanza, desechando los miedos para poder escuchar la voz del Señor por encima de otras voces.

La homilía giró en torno al evangelio de hoy. Con el símbolo de la caracola se nos invitó a afinar el oído para escuchar lo que el Señor nos dice y, fiados en la palabra de Jesús, echar las redes y remar mar adentro. La escucha nos permite levar esas anclas que son nuestros miedos personales, congregacionales…, sociales, es soltar nuestras seguridades. Mar adentro significa apartarse de la tierra segura sin perder el horizonte que es lo que nos da la fuerza. Mar adentro es ir a la intemperie y ahí es donde Dios nos sale al encuentro. Es en ese espacio sagrado de hondura y profundidad donde pueden ocurrir cosas maravillosas y verdaderos milagros como la pesca sobreabundante en el lago que dejó asombrados y maravillados a los discípulos de Jesús.

En este sentido, María pronunció su Magnificat al ver las maravillas que Dios había obrado en ella. Estamos llamadas e invitadas a adentrarnos en lo más hondo para descubrir verdaderas maravillas de lo que Dios es capaz de hacer en nosotras y en las HH.

Al pie del altar estaba el icono de la samaritana que presidió nuestras asambleas provinciales y en el ofertorio se presentaron también otras cosas  junto con el pan y el vino: El IHS como centro de nuestra vida y carisma, los Documentos de la CG XVIII, el catálogo de la Provincia, el documento de la Fundación Jesuitinas y un centro de flores.

En las peticiones y acción de gracias, tuvimos recuerdo para todas las Hijas de Jesús, nuestras obras y campos apostólicos, por las necesidades todas de la Iglesia y del mundo, la familia de la Madre Cándida y las HH. que han pasado al Padre en estos años, algunas mayores y enfermas, pero dejando atrás mucha vida, así como a las HH. que, prematura e inesperadamente, se nos fueron no hace mucho.

Al final de la Eucaristía tuvo lugar el envío de las cinco Hijas de Jesús que han recibido el encargo de gobernar la Provincia en los próximos tres años. Son acogidas por toda la Provincia representada en las que hoy estábamos presentes en este acto.

Antes de despedirnos, las HH. del Colegio Mayor nos prepararon una exquisita cena que pudimos degustar en el patio donde compartimos cordialmente. A continuación, se obsequió a las HH. salientes y entrantes en el Consejo con pequeños detalles de parte de todas. Del mismo modo agradecimos a Matilde Ballesteros el gran servicio que nos ha prestado como secretaria provincial.

Agradecemos a todas las HH. que participaron en este acto; con su presencia y calor hacen posible la comunión, el cariño mutuo y la respuesta agradecida a quienes nos gobiernan con tanta disponibilidad y entrega.

                                                                                                                      Henar Martín FI

                                                                                  

 

 

 

LEER MÁS
0
0
0
s2smodern
powered by social2s
 
 
Días de servicio, ilusión y convivencia, poco descanso y mucha sonrisas, días para pararse y profundizar, para dejar caer alguna lágrima, días para sentirse acogido y aprender a acompañar y escuchar, días para descubrir un mundo herido y para reconocer con serenidad y entusiasmos que otro mundo es posible, días para compartir Vida y descubrir que Dios todo lo acompaña... Mucho de esto y más vivieron 26 jóvenes junto a 6 acompañantes en el Campo de Trabajo de Almería, en los Barrios de Piedras Redondas y los Almendros, durante las primeras dos semanas de julio.
 
 
 
 Trasmitir todo lo que allí vivieron quizás sea complicado, pero cuatro de ellas y y uno de sus acompañantes, comparten con nosotros unos testimonios breves, sencillos y muy personales acerca de su vivencia esos días. Los compartimos para que ayuden a acercarnos a la experiencia del Campo de Trabajo; una experiencia que parece deja tocado, invitando a mirar al mundo con otros ojos, dejarte llevar de la mano y, en palabras de todos ellos, dejarte sorprender por el Dios de la Vida.
 
 

 

 Por Sergio Rosa
 
No os perdáis las experiencias de:  
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
LEER MÁS
0
0
0
s2smodern
powered by social2s

El pasado 22 de mayo concluía en Roma la Congregación General XVIII. Pasado el tiempo del descanso y dispersión veraniega, las hermanas de nuestra Provincia participantes en la misma han preparado tres encuentros iguales (en Madrid, en Granada y en San Sebastián) para transmitir lo vivido y trabajado en esta reunión internacional de las Hijas de Jesús, que se celebra cada seis años, y en la que se elige a la Superiora General y se fijan las líneas a seguir durante el siguiente sexenio. 

Estos tres encuentros se han dividido en dos momentos diferenciados: uno primero dirigido a las Hijas de Jesús y uno segundo al que se sumaron los laicos. Los encuentros estuvieron presididos por el icono de la Samaritana en el pozo, y la cita bíblica: "Señor, dame de esa agua para que no tenga sed"

Tras los saludos propios de los reencuentros, la jornada se inició con las palabras de acogida de Mª Carmen Martín, Superiora Provincial. Explicó que el objetivo del encuentro era narrar y relatar la Congregación General XVIII y así poder transmitir maneras, sentimientos, experiencias que ayudasen a “acercarnos desde el corazón” a todo lo vivido y así acoger los textos salidos de la misma. 

A través de un relato oracional, que recogía el camino hecho desde que se convocara la CG XVIII el 2 de abril de 2018, y de la explicación de la dinámica de discernimiento seguido se fue ayudando a las hermanas a entrar en el contenido de la Determinación:

“Seguir de cerca a Jesucristo, que eligió para sí la pobreza”.

Hubo tiempo para la lectura pausada y personal para la Determinación, para compartirla en pequeños grupos y realizar una puesta en común de las invitaciones, ecos y resonancias surgidas tras esa primera lectura de la Determinación.

 

Los laicos se sumaron en la tarde de cada uno de los tres encuentros. Con ellos, tras ayudarles a hacer un pequeño recorrido por el proceso seguido y a entrar en el sentido y finalidad de una Congregación General, se abordó el documento de Llamadas en la acción apostólica “...para ir y anunciar”. En él se recogen 6 aspectos que salieron con fuerza durante el proceso de discernimiento realizado por la Congregación General que no se querían perder y que, por no dispersar el sentido nuclear de la Determinación, no se quisieron incluir en la misma. Son “aspectos de nuestros quehacer apostólico que necesitan ser impulsados para que nuestra colaboración con el Reino tenga más vigor” y cuya acogida es un medio para vivir más profundamente en misión compartida:

  1. Poner en práctica el discernimiento en común
  2. Comprometernos, desde todos los ámbitos de nuestra misión, a proteger la casa común y a vivir una ecología integral en comunión con toda la creación.
  3. Responder al grito acuciante que nos llega de los migrantes y refugiados
  4. Seguir insertándonos en la pastoral eclesial con los jóvenes y a caminar con ellos.
  5. Seguir abiertos y en búsqueda del horizonte y de los pasos que el Espíritu nos impulse a dar como familia carismática.
  6. Promover la unión y articulación, a nivel universal, de los educadores de las escuelas que siguen el modo educativo de la Madre Cándida.

Hubo tiempo también por la tarde para la lectura personal de este documento, para compartirlo en grupos y hacer una puesta en común sobre las confirmaciones, necesidades y retos que se perciben ante esas seis llamadas. 

Las jornadas terminaron con la celebración de la Eucaristía, con la que dar gracias a Dios por este camino que laicos e Hijas de Jesús vamos realizando.

Álbum de fotos

Lee también este artículo de Mª Luisa Berzosa (pincha aquí) en el que comparte sus ecos sobre el encuentro de San Sebastián.

LEER MÁS
0
0
0
s2smodern
powered by social2s